Tres criptomonedas populares además del Bitcoin

Redactado por Stephanie Nogales

Sin lugar a dudas, las criptomonedas han sido un hito en el esquema de transacciones y manejo del dinero global. Los economistas siguen debatiéndose entre su sostenibilidad en el tiempo; otros dicen que son la evolución natural y la respuesta a un mundo globalizado, profundamente digitalizado.

Cualquiera sea el caso, en el último par de años las monedas electrónicas han tenido un alza en su precio, empezando por el Bitcoin cuyo valor en 2017 superó los 19,000 dólares americanos, seguidos por decenas de monedas alternativas.

Conociendo la volatilidad de estos mercados, la influencia de los flujos de capital y la confianza, es lógico pensar en invertir no solo en la moneda más popular, sino también en las monedas alternativas que están ascendiendo en valor y seguridad. Pero recuerda, nunca inviertas más de lo que puedas permitirte perder.

Bitcoin domina la mayor parte del mercado de las monedas digitales, pero existen otras monedas que prometen llenar las brechas que Bitcoin no ha podido, presentándose como alternativas o monedas mejoradas. Tal es el caso de Ethereum, Litecoin y Monero.

Ethereum

Ethereum se presenta al mercado como una moneda descentralizada y con una plataforma que maneja contratos inteligentes. Siendo diseñada específicamente para evitar caídas en el servidor, censuras, fraudes o interferencias de terceros. Estas aplicaciones corren utilizando Blockchain, una infraestructura global compartida que puede mover valores, contratos de propiedad, tokens, etc. De este modo, los desarrolladores pueden crear mercados, registrar tiendas, deudas, mover fondos y todo sin el riesgo de la contraparte.

Desde su creación en 2014, Ethereum ha ganado fans en todo el mundo, su base en Suiza ha recibido contribuciones de mentes brillantes y pretende posicionarse como una alternativa al estado actual de las transacciones monetarias manejadas por gobiernos e instituciones como las conocemos.

Entre las características principales de esta moneda es que es open source, por lo que su código está abierto al escrutinio del mundo. Su alternativa de nodos es prometedora para descentralizar la actual estrategia de procesamiento de información en la nube. Estos nodos están siendo manejados por voluntarios alrededor del mundo, tratando de abrir a todos el modelo actual de negocios digitales. Su apuesta se basa básicamente en combinar el control que tienen las personas sobre su información en el pasado con el acceso sencillo a la información que estamos acostumbrados en la era digital.

Litecoin

Por su parte Litecoin, ofrece una facilidad adicional para los pagos en su estructura peer-to-peer, ofreciendo una rapidez raramente cuestionable con transferencias casi instantáneas y casi sin costo a quien sea, en cualquier lugar del mundo. Al igual que sus semejantes, está basada en la tecnología blockchain y es open source, permitiendo auditorías externas a su código.

Ofrece un método de pago descentralizado y fuera del escrutinio de autoridades centrales. De este modo, las matemáticas aseguran la red y permiten control total de tus finanzas.

Litecoin ofrece transacciones rápidas, tiempos de confirmación muy cortos, además de una eficiencia mejorada en cuanto al almacenamiento de datos. Litecoin se ha posicionado en muy poco tiempo como una alternativa suplementaria al Bitcoin, gracias al apoyo de la industria, el volumen de cambio y su liquidez.

Desde su creación en 2011, se diferenció por disminuir el tiempo de generación de bloques, incrementar el número de monedas, y el uso de un algoritmo diferente de hashing. Sus unidades actuales, representan cerca de 4 veces la cantidad de monedas que el Bitcoin y su valor actual ronda cerca de los 80$. Actualmente se encuentra entre las primeras diez monedas de acuerdo a su segmento del mercado.

Monero

Monero para muchos es parte de la elección natural en criptomonedas, ofrece una moneda privada, segura e irrastreable. De este modo, los desarrolladores aseguran que es imposible para terceros obtener información acerca de tus transacciones o tu balance, pudiendo gastar tu dinero de manera segura y anónima.

Monero usa direcciones sigilosas (stealth addresses), tiene todas las ventajas comunes de una criptomoneda pero sin comprometer la privacidad de sus usuarios. Las monedas de Monero se funden en cada transacción. Es decir, una moneda en particular no puede ser puesta en una lista negra por sus transacciones o asociaciones anteriores, quitándoles la posibilidad a los vendedores o agentes de cambio de señalar usuarios o sus unidades en particular. Para saber más acerca de la fungibilidad (fungibility) del dinero puedes leer este artículo.

Tiene un valor que ronda los 130$, y desde su creación en 2014 ha levantado mucho interés entre los usuarios de criptomonedas alrededor del mundo. Su desarrollo se sustenta en donaciones y en aportes de la comunidad, siempre basados en la descentralización y la escalabilidad. La tecnología de firmas de anillo (ring signatures) utiliza grupos de firmas criptográficas para ocultar la verdadera, haciendo imposible de aislar las falsas de la real.

Finalmente, te recomendamos que te tomes el tiempo de estudiar la criptomoneda en la cual deseas invertir, pues de su fiabilidad y confianza de los usuarios dependerá la seguridad de tu capital.

Tres criptomonedas populares además del Bitcoin
Share this